Gilligan

Gilligan

Sábado, 9:10 P.M (Exterior – En algún lugar de. Bs As.)

-Vos estás mamado, estás mamado –Así decía El Zurdito, con un poco de miedo en su voz.
-Pero dale Zurdo, no seas cagón, loco, son 30 kilómetros –En realidad eran 70 kilómetros a esta altura ni cuenta se iba a dar.
-Ni empedo loco, mira como estás y no me digas cagón –Frunció las cejas y me señalo con el dedo.
-Bueh, nos quedaremos acá, todo bien si tenes miedo igual eh –Tire la carnada.
-¿Qué? Miedo yo; pero por favor –Puso las manos en la cintura, ya estaba accediendo, faltaba poco, lo podía presentir
-Todo bien Zurdo, no nos vamos a pelear ahora, no sabía que tenias miedo, aparte es re normal tener miedo –Listo, toda la carne al asador, en 5’ comemos.
-¿Qué miedo, boludo? Es una locura, una locura –Que fácil era El Zurdo, ahora teníamos dos problemas, el primero se podía solventar rápidamente, yo estaba un poco borracho –bastante, no podía levantar la cabeza de la guantera- igualmente podría solucionarlo, pero perdería contacto con el Zurdito, podría pasarme para los asientos traseros del auto, una pequeña siesta y listo el pollo.
Segundo problema el Zurdito no sabía manejar, posible solución; aprender en un curso intensivo de 3 minutos o yo desde mi lugar ser sus ojos.
-Igual sos un pajero eh –Me dijo y se subió al asiento de adelante, puso sus manos en el volante, las saco, estiro los brazos, junto las manos, hizo como si se lavara y me aclaro algunas cosas.
-Decí que miro mucha tele sino, ni empedo hago esto –Me quede tranquilísimo, pero quise consultarle de chusma que es lo que miraba.
-Joya, Zurdo, te tengo fe –Obviamente era mentira, después que dijo eso de la televisión me dio más miedo, pero no podría echarme atrás.
-Che y que miras en la tele –Le pregunte, simulando estar entusiasmado.
-Y miro de todo, depende el día, que se yo, un domingo miro el canal ese retro que pasan la Isla de Gilligan, lo calas no? Esa serie del chaboncito que se perdió en la isla, como era el nombre del actor…-¿Gilligan? Estaba acompañado por un kamikaze, decidí abrir la puerta del auto y tirarme al pastito, total no estaba andando el auto.
-Che zurdo, ¿No queres esperar a que se pase un poco y manejo yo? –Le consulte y comencé a deslizarme hacia el pasto y me recosté.
-No, boludo, pero ¿Ubicas a Gilligan, no? –Me volvió a preguntar y salio del auto.
-Sí, Zurdo yo era fan de Gilligan y además el auto ese estaba copado, hablaba y así es todo Zurdo, dentro de unos años los autos van hablar y nos van a chamullar las minitas, sabes como vamos a garchar Zurdo, el paraíso, EL PARAISO ZURDO!!! –Grite exaltado.
-A ver, vos que sos fan, ¿Sabes como se llama el actor? –Me paso la inquietud y se reposo al lado mío. Los dos mirábamos el cielo.
-Boludo, como no voy a saber, jajajaja –Me tente, mira que no voy a saber como se llamaba el actor principal de Gilligan, este Zurdo.
-Dale, gil, ¿Lo sabes o no lo sabes? –Insistió, elevando un poquito la voz
-Gilligan boludón, el loco que hacia Gilligan hacia de Maxwell Smart y vos me venís a decir a mi, como se llamaba el actor de Gilligan, vergüenza tendría que darte Zurdo, vergüenza –Le dije y le di un golpecito en el hombro, como diciendo “No jodas”.
-Ah, sí a ver tanto que sabes y en que película hacia de payaso para curar a los niños enfermos y después de un escopetazo le vuelan la cabeza a la novia de el y el lloro mucho y se puso una clínica privada que atendía con obra social OSPE en un lugar paradisíaco con montañas y caballos, hasta creo que fumaban marihuana –Me dijo eso y se me quedo mirándome como esperando una respuesta incorrecta, pero yo estaba en uno de mis mejores días.
-Patch Adams, Zurdo, esa película es viejísima. –Respuesta correcta, pude ver su cara de decepción y me dio un no se qué, así que le tire una pregunta fácil, así adivinaba y los dos estaríamos contentos.
-Esta es fácil Zurdo, si vos sos fan del actor de Gilligan, conocidísimo actor –le aclaré, abriendo los ojos un poco y los cerré en el acto- tenes que saber esta. –Le tenia fe con esta, se que respondería correctamente.
-Si, pregunta sin miedo –Me dijo canchereando y levanto una pierna y la puso en su rodilla.
-Famosísimo actor, atención con esta Zurdo eh, que hacia con su espada una Z en puertas, en cuerpos, que dejaba en calzones a sus enemigos, famosísima serie interpretada por el que hacia de Gilligan, que ambos admiramos, en donde siempre ganaba y tenia que cuidar a un pueblo mexicano. –Era obvio, que digo obvio, era evidente.
-Peter pan!!!!!!!!!!!!!!!!! –Grito! Levantando sus manos, como queriendo tocar el cielo.
-No, no es Peter Pan, acordate lo de la Z –En esta la saca, no puede fallar.
-Cállate! Si Robin Hood no lleva Z, que chamullero que sos –Me dijo y se empezó a reír de mí.
-Zurdo, viste que lindo día. –Le dije cambiando de tema.
Cerré mis ojos y decidí dormir un ratito.

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

7 comentarios to “Gilligan”

  1. M!~ Says:

    Peter Pan! Jajajajajaja xD! A mi los psicologos me decían que tengo síndrome de Peter Pan.

    Se llamaba El Zorro, interpretado por Antonio Banderas si mi memoria de pescado no me falla.

    Yo soy zurda y diestra, ja.

    Oye, respecto al post anterior, el del flog, yo también tengo uno pero casi ya ni paso por ahí. Cuando pase con gusto te agrego.

    Saludos😉

  2. moscarey Says:

    @M!~: Síndrome de Peter Pan jajaj pudiste superarlo ?. Si pero ellos creo que hablaban del Zorro, el viejo el que estaba Don Diego de la Vega con sus bigotitos y el Sargento García, seguro te acordas. Que genia, diestra. Bueno no te hagas problemas por lo del flog, pero avisame si? Así te agrego y chusmeo un poco el tuyo😛 Un saludo enorme.

  3. M!~ Says:

    Hasta la fecha no he podido superar el síndrome de Peter Pan, me da miedo crecer… y el capitán garfio.

    Por cierto, tu sabes a que le tiene miedo el capitán garfio?

    A ir al baño, jajaja, un chiste muy malo que me acabo de inventar.

    Si, si me acuerdo.

    Tienes msn?

  4. moscarey Says:

    @M!~: jajaja pobre, igual más que ir al baño, pensé en otra cosa relacionada con eso. Supongo que te imaginaras, pero.. si mal no recuerdo, creo que Garfio le tenia miedo a los relojes, creo. Si, tengo msn tcemp@rsmoscarey.com.ar Agregame si queres, no hay problemas, un saludo grande!

  5. tamara Says:

    como no saber dl zorro…

    q chabonn…

    salu2!

  6. moscarey Says:

    @tamara: Y en realidad no puede, no saber del zorro, pero hay cada borracheras en las que te olvidas tu propio nombre. Saludos, gracias por el comentario.

  7. tamara Says:

    ja, si sabre d borracheras !!

    salu2!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: